ActualidadAcaban los colegios y… ¿qué opciones tienen estas vacaciones los niños?

Los niños terminan las clases y es el momento de pensar qué van a hacer estas vacaciones. Estos planes familiares os ayudarán a pasar un verano perfecto
23 junio, 2021149911 min

Seguro que, si tienes niños, estarás preguntándote qué vas a hacer con ellos este verano. Los pequeños tienen tres meses libres, pero la mayoría de los adultos tienen que trabajar y empezar a coordinar sus horarios para disfrutar de unas buenas vacaciones conjuntas en la playa o en algún destino que les parezca emocionante.

 

La idea de una visita al pueblo o al medio rural siempre sale a la luz, pero no debemos olvidar que hay más opciones que nos permiten ahorrar energía vital, desconectando de la tecnología para vivir el momento, o pasando más tiempo en familia dentro del hogar.

 

Lo ideal es que combines varios planes y organices tu propio calendario por días del mes, de forma que puedas sacar el máximo provecho a cada segundo del verano. Para ayudarte en este cometido vamos a explicarte algunos planes que te pueden venir muy bien para disfrutar de la compañía de tus niños sin tener que elegir entre tu trabajo y el tiempo de ocio que les dediques.

 

7 planes ideales para pasar las vacaciones con los niños

Viajar es todo un lujo, sobre todo en una época como el verano, en la que es posible encontrar muchas ofertas de alojamiento que te permiten ahorrar dinero en los presupuestos del hogar para la llegada de septiembre. Guarda esta página en marcadores, busca un lugar alejado del ruido y estudia estas actividades para que los más pequeños no se queden sin tareas que hacer en vacaciones:

 

  • Busca campamentos en la ciudad o en zonas rurales. Los tradicionales campamentos son una excelente idea para mantener entretenidos a los peques del hogar. Busca las mejores opciones en las páginas web de asociaciones o ayuntamientos que organicen estos eventos en la ciudad o en el campo, con la posibilidad de visitarlos algún día para respirar aire puro y disfrutar de la naturaleza.

 

  • Haz deporte en familia. Una de las sensaciones más gratificantes del mundo es terminar un curso o salir del trabajo y liberar la tensión acumulada a través del ejercicio. Intenta reservar tiempo para llevar a tus niños a la cancha de baloncesto, o pon a punto tu bicicleta para hacer una ruta de fin de semana con ellos. Verás cómo dormís más tranquilos esas noches y os pica el gusanillo para repetir la experiencia más adelante.

 

  • Cocina recetas deliciosas en casa. ¿Un helado de vainilla con mermelada? ¿Un plato de pasta con carne de pollo? Hay miles de recetas ingeniosas que puedes preparar con los niños en verano, planificando un menú que luego puedes compartir con los abuelos o con otros miembros de la familia. Ponte el delantal y no temas mancharte, porque seguro que lo pasáis muy bien durante estas vacaciones.

 

  • Enseña educación financiera a tus niños. Los juegos de mesa y los videojuegos son una motivación excelente para aprender conceptos básicos de educación financiera mientras te diviertes en familia. Aprovecha para explicar a los pequeños cómo son los gastos de la casa, desde las facturas de la luz hasta los recibos de sus actividades extraescolares, y verás cómo empiezan a interesarse cada vez más por la salud financiera del hogar.

 

  • Haz manualidades con ellos en el salón. Empieza por descargar varias plantillas de internet e intenta organizar un concurso: a ver quién es capaz de unir los trozos de arcilla, cartón o papel más rápido para formar un pájaro. Esto no solo estimula la creatividad y la competitividad, sino que es una excusa perfecta para organizar un premio para toda la familia: desde una comida en un restaurante hasta la compra de un nuevo televisor o de un nuevo ordenador portátil, siempre y cuando no pierdas de vista tus objetivos de ahorro a largo plazo.

 

  • Planea actividades culturales por la ciudad. Una visita nocturna al museo, una feria de artesanía que han abierto en la plaza del pueblo, unas entradas de cine para ver una película de animación… Entra en los portales web públicos y entérate de la movida cultural que hay en tu sitio, para que veas que no es necesario irte lejos de casa para descubrir grandes actividades para el verano.

 

  • Ve de camping para enseñarles la naturaleza. Otra opción consiste en hacerse unos bocadillos, coger las mochilas e irse a un bosque o a un espacio turístico a disfrutar de las mejores vistas. De esta forma, podrás hablarles de cómo es el mundo más allá de las pantallas de sus dispositivos, lo que a la larga les ayudará a entender mejor por qué deberían empezar a mirar más por la ventana cuando vuelvan a casa.

 

Cada uno de estos planes está pensado con esmero para que tú y los niños tengáis diversión durante todo el verano. No tengas miedo de combinarlos e incluso de programarlos para un mismo día, pero ten en cuenta que las actividades más demandantes, como hacer deporte, siempre vienen mejor con otras más relajantes, como hacer manualidades en familia. ¡Cuéntanos si has seguido alguna de las recomendaciones y qué tal lo habéis pasado!