EmpresasLas técnicas de la inteligencia artificial: dale alas a tu negocio

La inteligencia artificial tiene muchas aplicaciones en el día a día para las empresas, desde la minería de datos hasta el aprendizaje automático. Aprende cómo usar estas técnicas en tu negocio
27 julio, 202113309 min

La inteligencia artificial es uno de los activos más importantes para una empresa, que puede aprovechar los beneficios de la tecnología del futuro para preparar sus inversiones y conseguir un modelo productivo que pueda responder a las necesidades de los usuarios en tiempo real. En España, cada vez es más común aplicarla en el día a día del mercado laboral.

 

Así lo afirma el ONTSI (Observatorio Nacional de Tecnología y Sociedad), que establece que los negocios españoles están por encima de la media europea en la incorporación de la inteligencia artificial a su actividad, mientras que el 18% de las grandes empresas del país ya la utilizan para mejorar sus ventas.

 

En este artículo queremos explicarte de qué forma puedes aplicar la inteligencia artificial a tu actividad, para mejorar tu imagen de marca mientras automatizas los procesos y consigues un buen nivel de ingresos. ¡Presta atención que empezamos!

 

Las ventajas de la inteligencia artificial 

La inteligencia artificial tiene muchos usos distintos en sectores como el hortofrutícola, el de salud o el de la medicina, que serán claves para la recuperación en la era poscovid. Sin embargo, muchas otras industrias como la construcción pueden incorporarla a sus sistemas informáticos para evitar posibles fugas eléctricas o de agua, e incluso para construir edificios sostenibles encaminados hacia la creación de las smart cities o ciudades inteligentes. Estas son sus ventajas para las empresas:

  • Automatiza los procesos. La Inteligencia artificial permite que robots desarrollen tareas repetitivas, rutinarias y de optimización de procesos de una manera automática y sin intervención humana.
  • Potencia las tareas creativas. La IA libera a las personas de tareas rutinarias y repetitivas y permite que estas puedan destinar más tiempo a desarrollar funciones creativas.
  • Aporta precisión. La aplicación de la IA es capaz de aportar una precisión mayor que el ser humano, por ejemplo en entornos industriales, las máquinas pueden llegar a tomar decisiones que antes sin la IA se tomaban de manera manual o monitorizada.
  • Reduce el error humano. La IA reduce los fallos provocados por las limitaciones del ser humano. En algunas cadenas de producción la IA se utiliza para detectar mediante sensores de infrarrojos, pequeñas fisuras o defectos en piezas que son indetectables por el ojo humano.
  • Reduce los tiempos empleados en análisis de datos. Permite que el análisis y la explotación de los datos derivados de producción se puedan llegar a efectuar en tiempo real.

 

Las técnicas de la inteligencia artificial y sus beneficios para las empresas

La Estrategia Nacional de Inteligencia Artificial (ENIA), presentada en 2020 por el Ejecutivo de Pedro Sánchez, incluía una serie de objetivos ambiciosos para lograr un buen nivel de desarrollo y adopción de la IA por parte de las empresas en los próximos años. Las autoridades quieren que esta tecnología esté al mismo nivel que otras como las comunicaciones 5G o los hubs tecnológicos de zonas estratégicas de Madrid y Barcelona. Estas son las técnicas más comunes de la inteligencia artificial:

  • Lógica difusa (Fuzzy logic): Este método matemático recoge dos valores opuestos relacionados entre sí dentro de un mismo contexto. En una empresa, por ejemplo, sirve para elegir a posibles candidatos según una serie de factores como sus redes sociales favoritas, la actividad que llevan a cabo en foros de internet o sus gustos y preferencias offline.
  • Aprendizaje automático (Machine Learning): El machine learning busca que los ordenadores sean capaces de aprender por sí mismos, exponiéndolos a situaciones distintas que producen resultados diferentes. De esta forma, adaptándose a los cambios pueden organizar mejor la vida empresarial para anticiparse a futuras fluctuaciones del mercado.
  • Procesamiento de lenguaje natural: Esta técnica se utiliza para mejorar la comunicación entre el hombre y la máquina a través del uso del lenguaje natural, apoyándose en la lingüística que utilizan los ordenadores. Esto permite saber cómo buscan la información los usuarios en los navegadores, o cómo encuentran a una compañía en internet.
  • Redes de neuronas artificiales: Simulan el funcionamiento nervioso animal con el fin de generar una respuesta a través de un sistema colaborativo de trabajo mediante procesamientos automáticos. Esta recreación del comportamiento humano permite optimizar procesos productivos, por ejemplo, en un embarcadero donde trabajan cientos de personas cada día.

Minería de datos (Data mining): Implica la selección y la organización de los miles de millones de datos que se producen en la red al segundo. Es lo que se conoce como Big Data, o la recopilación de información para tomar decisiones empresariales que tengan éxito en el futuro.