Actualidad7 destinos perfectos para hacer turismo rural en España

Disfruta del turismo rural durante las vacaciones con estos siete destinos que recorren toda la península, desde Asturias hasta Huelva, aprovechando la gastronomía y hostelería de cada zona
20 julio, 202114149 min

Ahora que estamos en verano y tenemos más tiempo para planificar las vacaciones… ¿por qué no irse a un destino de campo a hacer turismo rural en España? Hay una gran cantidad de actividades que podemos hacer en los pueblos o en las serranías de nuestro país, como canoa en el río, senderismo en la montaña, visitas a parques naturales…

 

Atrás ha quedado la situación negativa que vivía el turismo durante la segunda Semana Santa con covid-19, con las comunidades autónomas cerradas perimetralmente y las dificultades para hacer turismo interior. Ahora es posible viajar a cualquier rincón nacional, planificando rutas nuevas y emocionantes que descubrir durante esta época del año.

 

Hay actividades fascinantes esperando a las familias españolas, así que hacemos un repaso por siete destinos variados para que puedan tener un fin de semana diferente, amparándote en el turismo colaborativo o en cualquier otra modalidad de alquiler para que puedas cumplir todos tus objetivos de ahorro en el menor tiempo posible.

 

Siete destinos inolvidables para disfrutar del turismo rural en España

Las expectativas de la consultora Braintrust para este verano establecen que el turista nacional supondrá el 77% del total de viajeros que caminen por nuestras provincias. Este es un gran indicador de la recuperación económica, porque mientras viajamos contribuiremos al comercio local, comprando productos de la tierra, o a la hostelería de la zona, comiendo en sus restaurantes. Estos son siete destinos del turismo rural que te encantarán:

Robledillo de Gata (Extremadura)

Considerada como la mejor de las 7 Maravillas Rurales de España 2018, este pueblecillo de 150 habitantes en la sierra de Gata, en la provincia de Cáceres, es un espacio perfecto para perderse y contemplar la belleza de la naturaleza extremeña. En sus callejuelas sinuosas y en sus viviendas de barro podrás disfrutar de un delicioso vino o de unos parajes bucólicos para desconectar y ahorrar energía vital durante las vacaciones.

Cañaveral de León (Huelva)

Si viajas al sur, muy cerca de la frontera onubense, verás otro pueblo en el límite de la Sierra de Aracena de Huelva. La piscina natural que surca a Cañaveral de León está alimentada por aguas naturales de la laguna, lo que significa que puedes darte un baño especial con tu familia mientras disfrutas de una vista de altura de las viviendas del pueblo. Es ideal para organizar jornadas de trekking o senderismo con temperaturas ideales durante el verano.

Ribadesella (Asturias)

Si lo que buscas es una combinación perfecta entre paisaje, gastronomía local y belleza local, solo tienes que coger el coche e ir a Ribadesella. En su puerto pesquero y en el río Sella podrás disfrutar de una gran sensación de frescor con vistas a la naturaleza, mientras preparas un buen picnic con los amigos o te decides a participar en alguna de las actividades culturales que organiza el ayuntamiento.

Grazalema (Cádiz)

El Parque Natural de Grazalema es uno de los grandes pulmones de Andalucía, con su fauna formada por aves de todas las especies y su flora, que incorpora alcornoques y encinas a una riqueza paisajística sin igual. En este escenario, el pueblo de Grazalema se convierte en una visita indispensable con multitud de opciones para el visitante intrépido: asómate al Puente Viejo de la cercana Ronda para enlazar con una excursión a la famosa Cueva del Gato o dirígete a visitar algunos de los pueblos blancos más bonitos de la provincia gaditana: Zahara de la Sierra, con su imponente castillo controlando el valle, o Setenil de las Bodegas, una localidad esculpida en la propia montaña. Elige la aventura que prefieras, no te arrepentirás.

Nájera (La Rioja)

Esta localidad histórica en pleno corazón ibérico es mágica y acogedora, porque es una de las paradas más usuales para los peregrinos del Camino de Santiago. En ella se dan cita pueblerinos y extraños, que se saludan delante del famoso monasterio de Santa María La Real, el cual data del mismo siglo XI, o un Claustro de las Caballeras, que se ha convertido en uno de los panteones más interesantes de nuestro país. Solo tienes que pedir unas buenas patatas a la riojana con un vino de la zona para entender por qué este es el lugar preferido de los peregrinos que vienen desde el este peninsular.

Turballos (Alicante)

En Turballos tienes una combinación perfecta entre el turismo costero y rural. Esta aldea, fundada por uno de los seguidores del Dalai Lama, está caracterizada por su comunidad ecológica, perfecta para organizar retiros de yoga, talleres de barro e incluso escapadas a la montaña, donde disfrutar de unas vistas preciosas. Además, puedes aprovechar para hacer una ruta por los pueblos deliciosos que puedes encontrar en el interior de la provincia de Alicante.