fbpx
 

EmpresasPor qué internacionalizar una empresa tiene relación directa con la digitalización

La digitalización de las compañías es una de sus palancas de internacionalización. Gracias a internet, las empresas son globales y compiten en un mundo sin fronteras
15 enero, 202030612 min

ICEX España Exportación e Inversiones, en colaboración con el Foro de Marcas Renombradas de España, y las escuelas de negocios ICEMD y ESIC, ha elaborado el informe ‘Marca 4.0: El impacto de la digitalización en la internacionalización y la gestión de marca’. Un estudio en el que se pone de manifiesto la relación que existe entre la digitalización y la expansión internacional de las empresas.

 

Las empresas se están digitalizando y esta transformación se está reflejando en todos sus niveles de organización. Gracias a las posibilidades que brinda internet, todas las compañías compiten en igualdad de condiciones en un mundo global. Hoy en día, son muchos los usuarios que compran online, a través de un proceso de compra 100% digital. Desde la búsqueda de información, la consideración y valoración de distintas opciones hasta la formalización del pago. Por tanto, hablamos de marcas y empresas globales.

 

El estudio, que se asienta sobre esta base, defiende la idea de que la digitalización de las compañías es una de sus palancas de internacionalización. Internet ha eliminado las fronteras y si una empresa tiene presencia en la red, cualquier usuario desde cualquier lugar del mundo puede tener acceso a ella, a sus bienes y servicios. Quien no está en la red, no existe, con las consecuencias que acarrea.

 

La digitalización como vía de acceso a otros países

Una de las grandes ventajas del mundo online es que todo lo que hacemos es medible. Esto permite reorientar esfuerzos en pro de la consecución de objetivos en tiempo real, explorar y testar nuevos mercados. A través del análisis de datos, las empresas pueden analizar comportamientos de mercados exteriores y entender cómo funcionan, incluso antes de iniciar su expansión en los mismos.

 

En este escenario, el estudio también pone sobre la mesa la necesidad de contar con una marca sólida. Algo totalmente necesario teniendo en cuenta que la oferta cada vez es mayor y los usuarios reciben cientos de miles de impactos, lo que complica su elección. Una buena imagen de marca, con sus principios y valores, capaz de llegar a conquistar el corazón del usuario tiene más posibilidades de éxito que una marca que no se ha preocupado por construirse a sí misma. La marca cada vez es más relevante.

 

Por todo ello, tal y como se constata en el citado informe, la competitividad empresarial del siglo XXI pasa por saber conjugar digitalización, internacionalización y marca. Ingredientes que bien cocinados prepara a las empresas a competir con mayores posibilidades de éxito en un mercado global.

 

La realidad actual es bien distinta. Estamos ante un nuevo paradigma, donde la conectividad, la inteligencia artificial, el Big Data, y el trabajo en la nube, entre otras tecnologías, ha cambiado los modelos de negocio de las empresas. Como consecuencia, éstas ven cómo mejoran la eficiencia, la productividad y la optimización de recursos. Combinar de una forma más inteligente la gestión online y offline y tomar decisiones estratégicas basadas en el análisis de datos, consiguiendo la omnicanalidad internacional, son los principales retos a los que se enfrenta nuestro tejido empresarial.

 

Desde el Grupo Caja Rural sabemos que las empresas están realizando un importante esfuerzo en este sentido. Desde nuestro servicio especializado de apoyo a la internacionalización, que se presta desde todas las entidades del Grupo, ayudamos y acompañamos a las compañías en este proceso. Por lo que no dudes en acercarte a tu oficina en caso de estar interesado en recibir información personalizada.

También puedes buscar la entidad en tu provincia directamente en nuestro mapa aquí.