¿Sale rentable implantar el teletrabajo de forma permanente?

Implantar el teletrabajo como un modelo permanente tiene sus costes y beneficios para empresarios y trabajadores.
Empresas4 febrero, 202214854 min

Blog Ruralvía » Empresas » Rentabilidad del teletrabajo
 

En marzo de 2020 y como consecuencia de un confinamiento de casi dos meses, muchas empresas decidieron apostar por el teletrabajo para mitigar, así, el avance de los contagios. Como resultado, el 16,2% de la población activa de nuestro país pasó a trabajar desde casa.

Aquel experimento inminente demostró no solo que el teletrabajo era una opción factible en términos de productividad, sino también una alternativa que ayudaba a los trabajadores a facilitar la conciliación, pero ¿sale rentable el teletrabajo tanto para la empresa como para el trabajador?

Trabajo híbrido vs teletrabajo

En esta línea, un estudio elaborado por Boston Consulting Group evidenciaba que, en el medio plazo, de cara al año 2025:

  • 94% de los trabajadores esperan tener horarios más flexibles.
  • 65% de las empresas ofrecerá un modelo de trabajo híbrido.

Con esta realidad socioeconómica presente sobre la mesa y, actualmente, un 9,4% de los trabajadores en remoto cabe preguntarse si el teletrabajo sale rentable.

🡆 Teletrabajo: beneficios para el empresario

A grandes rasgos y según una investigación elaborada por Effiwork, un empresario que decida implantar un modelo de teletrabajo íntegro para toda su plantilla puede llegar a ahorrar un total de 5.000 euros anuales por cada trabajador. Sin embargo y según la Ley de Teletrabajo 10/2021, deberá de cumplir con sus responsabilidades como empleador. Es decir, proveer de medios a todos sus trabajadores y, en algunos casos, colaborar en los gastos derivados de la actividad.

🡆 Trabajo en remoto: beneficios para el trabajador

Por su parte, el trabajo en remoto también reporta cierta rentabilidad emocional a los trabajadores, quienes aseguran que trabajar en casa les permite ahorrar en gastos como gasolina, transporte público o servicios de restauración. Además de los beneficios meramente económicos, por último, los empleados aseguran que desarrollar su actividad económica desde casa incrementa su satisfacción laboral y mejora su capacidad para conciliar con la vida familiar.