Aprende a limpiar los filtros del aire acondicionado y optimiza el consumo en tu hogar

Limpiar los filtros del aire acondicionado no sólo ayuda a alargar la vida útil de la máquina, sino que favorece su buen funcionamiento y ahorro energético
Sostenibilidad15 junio, 2020448215 min

Los aparatos de aire acondicionado son cada vez más habituales en los hogares. Para conseguir un rendimiento óptimo de la máquina y que el consumo energético no se dispare es necesario realizar un mantenimiento mínimo. Y éste pasa por limpiar los filtros del aire acondicionado de forma periódica y adecuada. Una tarea que podemos realizar nosotros mismos sin necesidad de recurrir a un especialista.

¿Por qué limpiar los filtros del aire acondicionado?

La limpieza de los filtros del aire es algo que los expertos recomiendan hacer una vez al mes. La acumulación de polvo y suciedad los obstruye. Esto hace que el intercambio de frío y calor no se realice correctamente, minimizando su rendimiento y aumentando el consumo eléctrico.

Si quieres que la vida útil de tu aire acondicionado sea lo más larga posible, presta atención a las siguientes preguntas frecuentes que te ayudarán a saberlo todo sobre su correcto mantenimiento:

⮞ ¿Cada cuánto tiempo se deben revisar?

Los fabricantes de este tipo de aparatos recomiendan realizar una limpieza de los filtros aproximadamente cada tres meses. Igualmente, es básico que además de limpiar los propios filtros, demos también un repaso a la cavidad interior ya que si no retiramos el líquido condensado podemos encontrarnos con hongos y moho, que aportarán humedades y olores desagradables a la estancia.

⮞ ¿Es necesario desinfectar también el circuito de aire?

En muchas ocasiones, pensamos que simplemente limpiando los filtros se solucionará el problema, pero no siempre es tan sencillo. El mal olor a veces procede de la acumulación de gérmenes, por lo que, para eliminarlos es necesario realizar una desinfección a fondo de los filtros. Para efectuar esa desinfección, primero deben limpiarse los filtros siguiendo los pasos descritos a continuación y cuando estén secos, lo ideal es desinfectar con algún producto específico con propiedades fungicidas.

Por ejemplo, un desinfectante eficaz es la lejía. Puedes mezclar ¼ parte de lejía con ¾ partes de agua y utilizarlo directamente como pulverizador sobre los filtros.

⮞ ¿Si se limpia regularmente el aparato de aire acondicionado se consume menos?

En términos generales, sí. La obstrucción de los filtros está directamente relacionada con un consumo eléctrico más elevado. De modo que, si eliminamos la obstrucción de los filtros a través de la limpieza, podemos llegar a reducir entre un 10 y un 15% el consumo energético que demanda el aparato.

Cómo limpiar y quitar los filtros del aire acondicionado

Te explicamos cómo llevar a cabo esta tarea. La limpieza de los filtros no sólo favorece el óptimo funcionamiento del sistema, sino que nos devuelve un aire libre de bacterias, mejorando la calidad del entorno que respiramos.

En primer lugar deberás saber que para limpiarlos no necesitarás productos especiales. Bastará con agua y jabón y el cumplimiento de los siguientes pasos.

⮞ Desarmar y lavar la unidad de aire acondicionado común (tipo Split) paso a paso

  • Antes de empezar, asegúrate de cortar la corriente eléctrica para poder quitar los filtros sin ningún problema.
  • Retira la tapa siguiendo las indicaciones del fabricante porque es diferente en cada modelo.
  • Saca los filtros del aparato, respetando, también, las indicaciones del fabricante. Si ves alguna rotura, no te detengas a limpiarlos. Los expertos recomiendan sustituir directamente los filtros por unos nuevos que no obstaculicen el normal funcionamiento del aire acondicionado.
  • Antes de utilizar agua y jabón, elimina con una aspiradora el grueso del polvo. Eso sí, hazlo con cuidado. Los filtros son delicados y pueden sufrir fácilmente un desgarro.
  • Una vez retirada la suciedad en seco, enjuágalos con agua caliente y jabón. Evita el uso de productos abrasivos y de cepillos de cerdas duras porque pueden deteriorarlos. Es mejor limpiarlos con la mano, incidiendo en las partes en las que haya más suciedad.
  • Antes de volver a poner los filtros, se deben dejar secar por completo. Si puedes dejarlos secar al sol, mejor que mejor.
  • Limpia el polvo del interior del aparato con una bayeta húmeda.
  • Por último, coloca los filtros en la máquina, encajándolos correctamente en el espacio que les corresponde.

Aunque en términos generales, este es el procedimiento recomendado para limpiar los filtros de un aparato de aire acondicionado común (tipo split), cuando se trata de un aire acondicionado por conductos el proceso varía ligeramente porque las máquinas suelen estar ‘escondidas’ en el techo. La ventaja de este tipo de instalaciones frente a los split es que permiten regular la temperatura y el flujo de aire en cada estancia.

⮞ Limpieza de aparato de aire por conductos

De modo que, si tenemos un aire acondicionado por conductos, a la hora de limpiar los filtros, debemos levantar la parte del techo de escayola para acceder a la máquina y desmontarlos de la unidad. Una vez retirados, la limpieza es exactamente la misma que en el otro tipo. Hay que tener en cuenta que algunos aparatos de aire acondicionado por conductos tienen filtros que no son lavables. En este caso, para asegurar que el filtro deja de estar obstruido tendríamos que adquirir uno nuevo.

Otros elementos a revisar dentro del circuito de aire acondicionado

Mantener el aparato de aire acondicionado en buenas condiciones no solo alarga su vida útil, sino que reduce el riesgo de padecer problemas de salud derivados de una falta de limpieza. Además, también contribuye a evitar reparaciones futuras más costosas.

Un equipo de aire acondicionado en mal estado puede provocarnos problemas de alergia, picor de ojos o dolor de cabeza y todo ello motivado por la presencia de virus o bacterias, que, de haber seguido una limpieza más escrupulosa, no estarían dentro del sistema del aparato.

En esta línea, además de prestar atención a elementos como los filtros, es conveniente que no perdamos de vista el estado de otras partes del sistema que pueden ocasionarnos algún que otro susto. Aunque algunas de ellas podemos vigilarlas por cuenta propia, hay otras que deben ser revisadas por un especialista en la revisión de rigor del aire acondicionado.

⮞ Componentes sistema de aire acondicionado

A continuación, te explicamos cómo debes limpiar o vigilar cada uno de estos componentes:

  • Turbina: Cuando esta pieza está sucia, el rendimiento del aire acondicionado será peor debido a que le faltará propulsión al aire.
  • Conductos: La limpieza de esta parte del aparato debe ser realizada por un técnico ya que después tiene que verificar el resultado del proceso en base a unos estándares establecidos.
  • Desagüe: Una de las primeras señales de que el tubo de desagüe necesita una limpieza es ver que este gotea. Así, en aquellos casos en los que este tuvo no esté en mal estado, lo ideal es limpiar su interior con una cánula de plástico. Junto a él, el depósito auxiliar debe ser abierto y limpiado también en profundidad. Si vas a realizarlo por tu cuenta debes saber que el tubo está en la parte posterior y el depósito auxiliar en la parte baja del equipo.
  • Rejilla: Al igual que limpiamos los filtros, es recomendable realizar un mantenimiento de las rejillas de entrada y salida del aire. Es tan sencillo como quitarlas, retirar el polvo y limpiar con agua y jabón.
  • Ventilador: Por último, esta parte también requiere de cierto cuidado y, aunque lo más recomendable es que sea un profesional quien se encargue, si quieres hacerlo por tu cuenta tan solo necesitarás un destornillador, agua y jabón. El procedimiento es sencillo: deberás limpiar cada aspa con cuidado.

Como has visto, mantener limpios los filtros del aire acondicionado ayuda a alargar la vida útil del aparato, a reducir el consumo y a tener una mejor calidad del aire. Eso sí, es importante tener siempre presente que si no somos capaces de realizar este mantenimiento periódico por una cuestión de tiempo o de destreza, lo mejor es contar con un profesional.

Por último, desde las entidades del Grupo Caja Rural, te ofrecemos también la posibilidad de contratar un   En la mayor parte de los casos, este tipo de pólizas incluyen reparaciones urgentes en menos de tres horas desde la puesta en conocimiento del siniestro.