Seguros de vida: qué son y cuáles son sus beneficios

En este artículo te explicamos en qué consisten los seguros de vida, qué cobertura proporcionan y cuáles son sus principales ventajas.
Educación Financiera26 octubre, 202262914 min

Blog Ruralvía » Educación Financiera » Seguros de vida: beneficios
 
Cerca de un 40% de los españoles tiene un seguro de vida, según datos de la patronal del sector, UNESPA. Sin embargo, es habitual que muchos usuarios, antes de contratarlo, tengan diversas dudas sobre su funcionamiento, ventajas y condiciones. Si quieres descubrir si merece la pena contratar un seguro de vida, ¡sigue leyendo!

¿Para qué sirve un seguro de vida?

Estamos ante un concepto que, a priori, es fácil de comprender. Un seguro de vida es un activo de carácter financiero mediante el cual, gracias al ingreso de una cuota (anual, semestral, mensual o trimestral), garantiza el pago de una determinada cantidad al beneficiario de la póliza en caso de que el asegurado fallezca o sufra una incapacidad permanente.

La cuantía económica que se recibe depende de la cantidad que el tomador del seguro haya abonado a lo largo de su vida. Esta debe acordarse entre la entidad bancaria o aseguradora y el asegurado, y puede variar en función de su edad, condición laboral o antecedentes sanitarios.

⮞ ¿Qué es la carencia de un seguro?

A la hora de contratar un seguro es habitual que aparezca el concepto “carencia”. Se trata del período de tiempo que debe pasar hasta que el asegurado pueda disfrutar de las coberturas que haya contratado. En el caso de los seguros de vida, suele haber una preocupación común: ¿qué pasa si una persona fallece nada más haberlo contratado?

Lo más habitual es que los seguros de vida no tengan período de carencia, de manera que si se produce el fallecimiento en el momento que sea, el beneficiario cobrará la cantidad acordada. No obstante, puede haber algunas excepciones, como el fallecimiento en caso de suicidio, o en caso de que el asegurado ya padezca una enfermedad grave.

⮞ ¿Qué ocurre si fallece el tomador del seguro?

Para responder a esta cuestión, es importante tener claro qué rol tiene cada parte implicada. El tomador del seguro es la persona que contrata y paga periódicamente la cuota del seguro. El asegurado es la persona a la que dicho seguro cubre, que suele coincidir con el tomador.

Por último, el beneficiario es la persona que recibiría la cantidad económica definida en caso de fallecimiento del tomador del seguro, y es designada por él mismo. Por tanto, si el tomador del seguro fallece, sería el beneficiario designado quien recibiría la compensación económica por parte de la aseguradora.

¿Cuáles son las coberturas de un seguro de vida?

Otra de las grandes dudas que surgen a la hora de contratar un seguro de vida es cuáles son sus coberturas. A continuación, resumimos algunas de las más comunes:

⮞ Cobertura por fallecimiento

Es la principal, y la que da más sentido al concepto de seguro de vida. Los servicios que suelen cubrir la mayor parte de pólizas de seguro de vida contemplan los gastos del funeral y la cantidad económica que recibirá el beneficiario, que se revaloriza a medida que pasa el tiempo. No obstante, esta cobertura se producirá siempre y cuando las causas del fallecimiento se encuentren entre las que contempla el acuerdo firmado por el tomador y la aseguradora.

⮞ Cobertura por invalidez

La cobertura por invalidez absoluta permanente es otro tipo de seguro de vida en el que el asegurado y el beneficiario son la misma persona, a diferencia de la cobertura por fallecimiento. En este caso, si el beneficiario dispone del certificado de invalidez permanente por causas que contemple la póliza, recibirá la cantidad económica estipulada por parte de la aseguradora.

⮞ Cobertura por incapacidad

Otro tipo de seguro de vida que puedes contratar ofrece cobertura por incapacidad, y es más habitual entre autónomos y profesionales. Si el tomador del seguro sufre incapacidad permanente total, incapacidad permanente temporal o una baja médica, la aseguradora le daría la retribución correspondiente. No obstante, esta dependería tanto de las condiciones de la póliza como del motivo de la incapacidad, que debe estar justificada correctamente.

⮞ ¿Qué es lo que no cubre un seguro de vida?

Aunque las exclusiones dependen de cada aseguradora, hay algunas que suelen ser bastante habituales en cualquier seguro de vida:

  • Suicidio
  • Actos delictivos
  • Fenómenos meteorológicos extraordinarios
  • Consumo excesivo de alcohol y drogas
  • Imprudencia temeraria
  • Conflictos bélicos
  • Fallecimiento causado por una enfermedad ya existente en el momento de la contratación
  • Fallecimiento intencionado por parte del beneficiario

Riesgos y garantías de contratar un seguro de vida

Una de las preguntas que más nos solemos hacer a nosotros mismos es si merece la pena, o no, contratar un seguro de vida. Por lo general, muchas personas toman la decisión al convertirse en padres, con el objetivo de garantizar una estabilidad económica a sus hijos si ellos fallecen. No obstante, como todo, contratar un seguro de vida tiene muchas garantías, pero también algunos riesgos.

⮞ Principales garantías

La ventaja más importante de contratar un seguro de vida es asegurarte de que la persona o las personas beneficiarias del mismo tendrán un buen colchón económico en caso de fallecimiento del tomador. Es decir, es una forma de garantizar que puedan hacer frente a situaciones de mayor vulnerabilidad, especialmente, si el tomador del seguro aporta la mayor cantidad de ingresos al núcleo familiar.

⮞ Posibles riesgos

Es fundamental contar con un buen asesoramiento a la hora de contratar un seguro de vida, para cerciorarte de que no contiene ninguna cláusula que pueda ser leonina y que no forme parte de las exclusiones habituales.

Otro riesgo bastante habitual llega en el momento en que las personas a las que les detectan una enfermedad grave deciden contratar un seguro de vida. Tal y como has visto, la exclusión por enfermedad previa a la contratación suele ser frecuente, lo que impediría que el beneficiario cobrase la prestación.

Beneficios de contratar un seguro de vida con Grupo Caja Rural

Los riesgos asociados a la hora de contratar un seguro de vida hacen que elegir la entidad financiera o la aseguradora con la que hacerlo sea fundamental. Por ello, es imprescindible dar la mayor confianza posible, algo que pasa, inevitablemente, por aportar la información de manera transparente y honesta. Y esta es, además, la filosofía que seguimos todas las entidades que formamos parte de Grupo Caja Rural.

Si estás pensando en contratar un seguro de vida, a través de Seguros RGA te informamos siempre sobre todos los beneficios, pero también sobre los riesgos, exclusiones y casuísticas que puedan surgir, para que tengas toda la información al completo.

Asimismo, nuestro compromiso es velar por las mejores condiciones posibles para cada cliente, atendiendo siempre a su circunstancia individual y a sus necesidades particulares. Por ejemplo, muchas personas se preguntan si es obligatorio contratar un seguro de vida para una hipoteca. En este caso, si ya tienes contratada una hipoteca con Grupo Caja Rural, las condiciones a la hora de contratar el seguro de vida son mucho más beneficiosas.

Para ello, proporcionamos también un completo servicio de asesoría legal y jurídica en la que nos basamos para ofrecer las pólizas más ventajosas para nuestros clientes. En realidad, trasladamos nuestros valores y principios a todos los productos que ofrecemos, y los seguros de vida no son una excepción.

 

Artículos Relacionados

{{ image }}

{{ title }}

{{ date }} {{ comments }}
{{ readingtime }} {{ viewcount }}
{{ image }}

{{ title }}

{{ date }} {{ comments }}
{{ readingtime }} {{ viewcount }}
{{ image }}

{{ title }}

{{ date }} {{ comments }}
{{ readingtime }} {{ viewcount }}